Helado Casero de Vainilla: Delicia Refrescante para Disfrutar en Casa

Helado Casero de Vainilla

¿Te encanta el helado de vainilla pero te da curiosidad hacerlo en casa? ¡Estás en el lugar correcto! Aprende a preparar un delicioso helado casero de vainilla con esta receta fácil y refrescante. Con ingredientes simples que probablemente ya tengas en tu cocina, podrás disfrutar de una cremosa y suave golosina que deleitará a toda la familia.

Info: si dudas entre una batidora de vaso y una de mano visita este post donde analizamos las mejores batidoras de mano.

Ingredientes

  • 2 tazas de crema de leche
  • 1 taza de leche entera
  • ¾ taza de azúcar
  • 2 cucharaditas de extracto de vainilla

Instrucciones

  1. En un tazón grande, mezcla la crema de leche y la leche entera hasta que estén bien combinadas.
  2. Agrega el azúcar y el extracto de vainilla a la mezcla y revuelve hasta que el azúcar se disuelva por completo.
  3. Vierte la mezcla en un recipiente apto para congelador y cúbrelo con papel film o una tapa hermética.
  4. Coloca el recipiente en el congelador y déjalo reposar durante aproximadamente 2 horas, o hasta que los bordes comiencen a congelarse.
  5. Saca el recipiente del congelador y, con la ayuda de una batidora de mano, bate vigorosamente la mezcla hasta que esté suave y cremosa.
  6. Vuelve a colocar el recipiente en el congelador y déjalo reposar durante otras 2 horas, repitiendo el proceso de batido cada 30 minutos.
  7. Una vez que el helado tenga una consistencia suave y cremosa, retíralo del congelador y sírvelo en copas o conos.
  8. Decora tu helado casero de vainilla con tus ingredientes favoritos, como sirope de chocolate, frutas frescas o nueces.

Consejos para un buen Helado Casero de Vainilla

  • Ingredientes de calidad: Utiliza ingredientes frescos y de alta calidad, como crema de leche, leche entera y extracto de vainilla puro, para obtener el mejor sabor.
  • Proporciones precisas: Sigue cuidadosamente las proporciones indicadas en la receta para lograr la textura y el sabor adecuados.
  • Mezcla bien: Asegúrate de mezclar todos los ingredientes de manera uniforme para que el sabor de la vainilla se distribuya de manera equitativa.
  • Enfriamiento adecuado: Enfría la mezcla de helado en el refrigerador durante al menos 4 horas antes de ponerla en la máquina para helados, esto ayudará a obtener una textura más suave.
  • Tiempo de congelación: Una vez que la mezcla esté lista, congélala en el congelador durante al menos 4 horas, o hasta que esté completamente congelada, para obtener la consistencia deseada.
  • Batido ocasional: Si no tienes una máquina para hacer helados, saca la mezcla del congelador cada 30 minutos y bátela vigorosamente para romper los cristales de hielo y obtener una textura más suave.
  • Conservación adecuada: Una vez que el helado esté listo, guárdalo en un recipiente hermético en el congelador para mantener su frescura y evitar que se cristalice.
  • Decoración creativa: ¡No olvides decorar tu helado de vainilla con tus ingredientes favoritos antes de servirlo! Desde sirope de chocolate hasta frutas frescas, las opciones son infinitas.

¡Y listo! Disfruta de este delicioso helado casero de vainilla, perfecto para refrescarte en cualquier momento del día. Ahora puedes sorprender a tus seres queridos con esta simple y deliciosa receta.

Te puede interesar

0 Compartir

Deja un comentario